NUEVO BLOG DIRIGIDO A CIENCIAS DE LA EDUCACIÓN. VISÍTALO Y SUSCRÍBETE, para recibir las actualizaciones directo a tu correo.
Búsqueda personalizada

viernes, 22 de abril de 2011

Proyecto de Inversión: Una necesidad en el sector Educación

  ¿En qué invertir en el sector educación?
Charo Dávalos


    Se ha planteado el hecho que el ser humano en su existencia social, está lleno de necesidades, las cuales han sido cubiertas parcialmente, porque los que son realmente emprendedores se han preocupado en invertir recursos, principalmente para producir bienes escasos. Es importante que un Gestor o Directivo que tiene deseos de superación y por consiguiente dentro de esa superación, busquen opciones de inversión que les permita mejorar económicamente, tengan en claro lo que es un proyecto de inversión y sobretodo lo importante que es para el inversionista realizar un proyecto antes de realizar la inversión.

    Los proyectos de inversión en educación constituyen herramientas metodológicas de planificación que contribuyen a materializar los planes y programas de desarrollo educativo. Adquieren una connotación destacada por cuanto estos responden a la solución de problemas concretos para cubrir necesidades insatisfechas, sobre todo, las carencias del Estado no permiten cubrir el vasto espectro de demandas sociales en educación. Un Proyecto de Inversión, es un sistema, toda vez que es un conjunto de recursos dispuestos de forma coordinada hasta alcanzar algún o algunos objetivos que, al menos en parte, tienen un carácter económico. Al mismo tiempo, dicho sistema puede ser razonablemente analizado y evaluado como una unidad independiente.



       Una opinión de Juan Sheput[1] que deseamos traer a colación dado que compartimos dicho pensar, es que el problema de nuestro país en materia de educación y salud no es la infraestructura. Colegios hay a lo largo y ancho del país. Creemos que muchos proyectos de inversión en las instituciones educativas suelen estar abocados a este tema: falta de aulas, construcción de oficinas, nuevos pisos, etc, Sin embargo, el problema radica, en el caso del sector educativo, en la inversión en capacitación permanente de los profesores, en inversión en contenidos educativos, en mejora de horarios, en inversión en tecnología educativa como señala Sheput. En el caso de lo último, la compra de computadoras no sirve de mucho si es que no viene acompañada de un paquete de capacitación. No es suficiente estar a la moda en materia tecnológica sino estar al tanto de los contenidos educativos, y de eso el Ministerio de Educación y muchos gestores de instituciones educativos, parecieran no haberse dado cuenta.

    En la actualidad una inversión inteligente en el sector educación, particularmente en las instituciones educativas, requieren de un proyecto bien estructurado y evaluado, que indique la pauta a seguirse como la correcta asignación de recursos, igualar el valor adquisitivo de la moneda presente en la moneda futura y estar seguros de que la inversión será realmente rentable y responderá a las necesidades de los usuarios, decidiendo el ordenamiento de varios proyectos en función a su rentabilidad y tomar una decisión de aceptación o rechazo. Esto sin olvidar que el proyecto de inversión no sólo debe atender o centrarse en aspectos físicos o de infraestructura, sino de temas que realmente conduzcan a una mejora en la calidad educativa.

    El planteamiento sistemático, metodológico y científico de proyectos, es de gran importancia en los proyectos de inversión, ya que complementan la visión empírica y la gestión institucional de la Institución Educativa. A nivel de cada centro educativo, la importancia es tal, que el éxito de las operaciones normales se apoya principalmente, en las utilidades que el proyecto genera. La inversión que se toma en cada institución sobre la base de la influencia de las decisiones de inversión, puede minimizar costos, tener precios más accesibles, nuevas fuentes de trabajo, entre otras.

    Y es que como señala Maldonado (2001):

“capitalizar el conocimiento científico es la base para predecir el éxito de nuestro proyecto. La idea de introducir un ejercicio de prospectiva, es analizar un mecanismo que posibilita la participación de expertos que, con su juicio fundamentado en los avances de la ciencia, la tecnología y la experiencia, incrementan nuestra posibilidad de prever la dinámica de los fenómenos asociados al proyecto”. [2]

     Por consiguiente, como señala Baca Urbina (2001), las inversiones y la producción de bienes y servicios, no deben hacerse a la aventura, sino que deben tener una sólida base en la que se apoyen.[3]

     Concordamos que no todas las ideas empresariales pueden ser exitosas, sin embargo impulsar estas ideas implica el uso de recursos propios o de terceros y el fracaso de nuestras ideas (como institución) puede significar la pérdida total o parcial de dichos recursos; por tal motivo para disminuir esas pérdidas es que surgen los proyectos de inversión, porque a través de ellos podremos establecer en el presente si nuestras ideas son rentables económica y financieramente si son implementadas, allí radica la importancia de elaborar los proyectos antes de invertir sin mayores estudios, pudiendo perder en forma parcial o total los recursos empleados.

    Queda claro que la estructura de preparación y presentación de proyectos de inversión, comienza con una idea. Cada una de las etapas siguientes es una profundización de la idea inicial, no sólo en lo que se refiere a conocimiento, sino también en lo relacionado con investigación y análisis.

   La última parte del proceso es, por supuesto, la cristalización de la idea con la implementación del mismo, la producción del bien o servicio y, por último, la satisfacción de la necesidad humana o social, que fue lo que en un principio dio origen a la idea y al proyecto, buscando recopilar, crear y analizar en forma sistemática un conjunto de antecedentes económicos que permitan juzgar cualitativa y cuantitativamente las ventajas y desventajas de asignar recursos a una determinada iniciativa.

    La evaluación de un Proyecto de Inversión, cualquiera que este sea, tiene por objeto conocer los aspectos de análisis más significativos del Estudio de Mercado, del Estudio Económico y Estudio Financiero, de tal manera que asegure resolver una necesidad humana en forma eficiente, segura y rentable. Solo así es posible asignar los escasos recursos económicos a la mejor alternativa.

    Tengo el convencimiento que para tomar una decisión sobre un proyecto es necesario que éste sea sometido al análisis multidisciplinario de diferentes especialistas. Una decisión de este tipo no puede ser tomada por una sola persona con un enfoque limitado, o ser analizada sólo desde un punto de vista. Aunque no se puede hablar de una metodología rígida que guíe la toma de decisiones sobre un proyecto, fundamentalmente debido a la gran diversidad de proyectos y sus diferentes aplicaciones, si es posible afirmar categóricamente que una decisión siempre debe estar basada en el análisis de un sin número de antecedentes con la aplicación de una metodología lógica que abarque la consideración de todos los factores que participan y afectan al proyecto


Citas:

[1] SHEPUT, Juan. “Educación: La inversión en colegios emblemáticos”. Disponible en: http://mate-pastor.blogspot.com 

[2] MALDONADO GRANADOS, Luis F. y Cols. “Gestión de proyectos educativos en la sociedad de la información”. Aula abierta Magisterio. Bogotá, Colombia. 2001. Pág. 60.

[3] URBINA BACA, Gabriel. “Evaluación de proyectos”. 4ta edición. Mc Graw Hill. México. 2001. Pág. 123.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Es una bendición haber encontrado este blog que ha despejado la duda que tenía dealgunos puntos que no eran claros ya que estoy en el inicio de elaborar mi proyecto de tesis y estoy confundida con mi tema sobre la relación conflictos familiares o medios de comunicación e la incidiencia con el rendimiento académico del alumnado del nivel secundario por quiero que me oriente o talvez tenga otros, me piden que entregue primero la operacionalidad de las variables con sus dimensiones, indicadores e items, segundo el proyecto y tercero la matriz ¿es lo correcto? ¿no me está claro sobre las dimensiones, como se determina? Esperando su respuesta le agradezco de antemano. Gracias por l ayuda.
Edith

Charito dijo...

@AnónimoHola, gusto en saludarte y agradecer tu visita al blog. Respecto duda, te dire que todo proyecto de investigación requiere como punto de partida de un cuadrito que concretiza toda nuestra propuesta: la MATRIZ DE CONSISTENCIA. Cuando tienes frente a ti la matriz, te percataras que todo se hara mas facil porque es allí donde están los aspectos medulares que orientaran nuestro proyecto. En los ejemplos que he colgado de matrices, te percataras que las dimensiones, indicadores, están relacionados a nuestra pregunta general y específicas. De aquí parte todo, y está interrelacionado a su vez con nuestros objetivos e hipótesis. Tomate unos minutos y revisa mis post anteriores, pues ahí tendrás ejemplos concretos. Espero haberte ayudado. Saludos cordiales

Publicar un comentario

Comenta:

Intercambio

Licencia Creative Commons
Perspectiva by http://elblogdecharitodr.blogspot.com/ esta bajo licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 3.0 Unported.